Sobre este blog

Desde que tengo uso de razón he tenido animales. Me encantan, son graciosos, juguetones, buenos escuchas, buenos amigos y excelente compañía en las buenas y en la malas.

Toda mi familia ama a los animales. Recuerdo que mi mamá nos contaba de un gallo que tuvo que la seguía por todas partes y era su gran compañero. Me apena mucho cuando leo o platico con alguien que dice que los animales no piensan. En realidad está comprobado que los animales tienen proceso mentales, algunos más complejos que otros pero de cualquier manera los tienen.

Pero supongamos por un momento que los animales no pensaran. De cualquier manera SIENTEN. Tienen sistemas nerviosos y por tanto sufren de dolor. Por este simple, pero importante factor, todos debemos de convertirnos en protectores de animales y no permitir que nadie lastime a un animal en nuestra presencia, además de inculcar en adultos, jóvenes y niños la necesidad de tratar con respeto a los animales.

Piensan, sientes dolor físico pero también tienen sentimientos y sufren de depresión, enojo, frustración y otros sentimientos que pensamos son privativos de los seres humanos.

La razón fundamental de estas páginas es la provocar en los lectores el ánimo de protección a los animales, la necesidad de transmitir a otros los requerimientos físicos y psicológicos que tienen para que haya menos animales que sufren y son abandonados por dueños de años como si fueran objetos y no seres vivos.

Si alguien adquiere consciencia gracias a este blog, mi tarea habrá tenido éxito.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s